Saltar al contenido
Direct Abogados

Herencia sin testamento

Herencia sin testamento

La herencia sin testamento (o la denominada “sucesión interesada”) es aquella que se produce cuando es la propia ley quien designa los sucesores. (Código Civil)

Tiene lugar en supuestos de inexistencia de testamento, es decir, cuando una persona muere sin testamento, con un testamento nulo, o que ha perdido su validez. También en los supuestos de insuficiencia del testamento. Cuando un testamento no alcanza a todos los bienes del fallecido, quedando una parte de los mismos sin disponer. Y también en los supuestos de frustración del testamento. Cuando el heredero es incapaz suceder, rechaza la herencia sin tener sustitutos, o fallece antes que el testador. Es decir la ley designará a los sucesores cuando la sucesión no pueda realizarse siguiendo la voluntad del testador. Si existe testamento y es válido y suficiente se atenderá a lo dispuesto en el mismo.

HERENCIA SIN TESTAMENTO: HIJOS NIETOS Y BISNIETOS.

En primer lugar tienen derecho a la herencia los descendientes, es decir los hijos. Si existen varios hijos se dividirá la herencia entre ellos a partes iguales. Después de los hijos, tendrán derecho los nietos, y de no existir éstos, los bisnietos, aplicándose la misma regla.

HERENCIA DE ASCENCIENTES EN SUCESIÓN INTESTADA.

En caso de que no exista ningún descendiente tendrán derecho a los ascendientes. Por lo que, existiendo descendientes los ascendientes no tienen derecho a la herencia.

En primer lugar tendrán derecho los padres. Si ambos padres viven se repartirán la herencia entre ellos a partes iguales.  Si ninguno de ellos vive o no pueden heredar podrán tener derecho a la herencia los abuelos y en su defecto los bisabuelos del fallecido.

HERENCIA SIN TESTAMENTO DEL CONYUGE.

Junto con los ascendientes puede heredar el cónyuge. Es decir, el cónyuge puede concurrir en la herencia tanto con los descendientes como con los ascendientes. De no existir ni descendientes ni ascendientes heredaría todo el cónyuge.

De existir alguno de ellos el cónyuge no tendrá derecho a la herencia pero sí al usufructo vitalicio sobre una parte variable de la misma. Es decir le corresponde el uso y disfrute de los bienes pero no su propiedad.

Todo ello siempre que el cónyuge no esté separado judicialmente o de hecho del fallecido.

OTROS HEREDEROS: HERMANOS Y SOBRINOS. LOS TIOS.

En defecto efecto de todos los anteriores podrán tener derecho a la herencia los parientes colaterales es decir existiendo descendientes, ascendientes o cónyuge del fallecido, los parientes colaterales no tendrán derecho a la herencia.

En primer lugar tendrán derecho los hermanos y los hijos de hermanos del fallecido, o sea, los hermanos y los sobrinos del fallecido. De no existir ninguno de ellos podrán tener derecho los tíos carnales del fallecido. En su defecto el resto de parientes hasta cuarto grado a partes iguales si concurren varios. Es decir primos, tíos segundos, o hermanos de los abuelos y sobrinos segundos o nietos de los hermanos del fallecido.

HERENCIA A FAVOR DEL ESTADO.

En caso de que no exista ningún pariente que pueda heredar la herencia correspondería al estado o a las comunidades autónomas.

En caso de duda, contacta con nosotros CONTACTO